10 de febrero de 2014

Cocinando con un bebé: magdalenas de yogur

Mi hija no es muy artística, pero dale un cucharón y ni Ferrán Adriá hacía más a su edad. Hace unos días probamos a hacer esta receta que además de fácil es muy sana y versátil.

Las cantidades de ingredientes son orientativas, un poco más o un poco menos no cambiará mucho.

Ingredientes:

  • 2 tazas de harina
  • 4 cucharadas soperas de cacao (opcional)
  • 6 cucharadas soperas de azúcar (moreno o blanco)
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharadita de levadura
  • 1 pizca de sal
  • 1 taza de yogur natural (nosotras usamos casero)
  • 1/4 de taza de zumo (cualquier cítrico vale)
  • 2 cucharadas soperas de aceite (cualquier aceite vegetal vale)
  • 1 huevo
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla (opcional, incluso se puede suplir con yogur de vainilla)
  • 1 taza de "tropezones" (arándanos, o cerezas confitadas, o plátano machacado, o manzanas con canela... nosotras usamos una mezcla de frutos secos y trocitos de chocolate).

Método:

Precalentar el horno a 200ºC y engrasar moldes para 24 magdalenas (o 32 mini-magdalenas).

En un recipiente grande mezclar harina, azúcar, bicarbonato, levadura, sal y cacao. El cacao es opcional pero, si es el niño el que remueve, el contraste de color entre éste y los ingredientes blancos ayudan a evaluar cuanto más hay que mezclar.
En un recipiente más pequeño batir el yogur con el zumo, aceite, huevo y vainilla.

Hacer un agujero en el centro de la mezcla seca y verter la húmeda de golpe.

Mezclar con un cucharón hasta que esté todo bien combinado.

Añadir "tropezones".

Verter en los moldes y cocinar durante 10-15 minutos (10 para las mini-magdalenas) o hasta que un tenedor salga limpio al pincharlas.


En nuestro caso la niña contribuyó llenando tazas con ingredientes, vertiendo cucharadas, removiendo ingredientes y llenando los moldes.